Artículos

ESTAR Y SER

30/04/2006

Imprimir artículo

En cierta ocasión le preguntaron al áspero Clemente, cuando era seleccionador nacional, que si se sentía español. Y el hombre, con la chulesca pose de rigor, respondió que él era de Baracaldo, de Bilbao, del País Vasco, de España y de Europa. Está claro que a pregunta tan sencilla no vio procedente el tipo responder con un simple sí. Por eso el bronco entrenador adornó tanto la respuesta que al final nadie sabe qué respondió realmente. Incluso, podría haber seguido su viaje hasta hacerlo estelar, y así, también podría haber dicho que era de La Tierra, de la Galaxia, y hasta del Infinito, suponiendo que nuestra Galaxia se enmarque en algún infinito. En todo caso, lo que está claro es que el displicente y lenguaraz Clemente quería simplemente no decir que era español. Y confundió, por tanto, la pertenencia sentimental con la pertenencia geográfica. Excepto en lo de Baracaldo, Bilbao y País Vasco, yo soy igual que Clemente, ciudadano de la Galaxia. Ahora bien, yo habría respondido a la pregunta sencillamente que sí, porque aunque me sienta de Puertollano, mi pertenencia sentimental básica es la de ser español al igual que bastantes millones de personas. Y reconozco que 40 años de franquismo han pervertido la palabra. España sonaba a himno militar, agua bendita y tufo facha. Hasta hace poco los turiferarios de Blas Piñar casi monopolizaban los colores de la bandera. Sin embargo, ha sido la izquierda quien más ha defendido el sentimiento de hispanidad. La Institución Libre de Enseñanza enseñó patriotismo con ansia. Antonio Machado describió una España que devoraba a sus hijos. Blas de otero se dolió como nadie de España. Y el otro día escuché a González decir en una entrevista que él antes que otra cosa se sentía español, y con orgullo. También dijo que fuera de España comprende uno mejor qué es ser español sin tantas definiciones. Por supuesto que me siento manchego, pero mi identidad básica es la de ser español. Español a secas, español con todas las letras, sin apellidos, sin justificaciones ni alharacas pero español. ¿Vale?

Últimas publicaciones

EL SUEÑO DE LA VIDA

EL SUEÑO DE LA VIDA

PERSISTENCIA. En cualquier rincón de cualquier lugar del tiempola oscuridad busca mi nombre,y tiene un juego de recuerdos que busca mi nombre,los días se pierden por los pasillos renacidos como olaso poemas subidos al lomo de los pájaros,las adelfas y ...

[Ediciones Hiperión, S.L.]
ISBN: 878-84-9002-055-5

EL SUEÑO DEL AMOR

EL SUEÑO DEL AMOR

V. Cuando me abrazas todo es sereno en mi cabeza doliday la angustia se cae de la almohadaal recipiente donde hierve la luz de la ropa sucia,. cuando me abrazas se pierden los voraces pensamientosy siento que estoy tan dentro de ti amor que te consumo...

[Ediciones Hiperión, S.L.]
ISBN: 789-84-9002-035-7

EL SUEÑO DE LA MUERTE

EL SUEÑO DE LA MUERTE

FINAL. Si me pides el corazón, te lo daré entero. Si me pides los recuerdos los escribiré y los pondré encima de una bandeja con su silencio cortado, para entregártelos y que luego puedas hacer con ellos los que quieras, imaginarlos dentro de ti por ...

[Ediciones Hiperión, S.L.]
ISBN: 978-84-9002-011-1

DIOSES DE FUEGO Y AIRE

DIOSES DE FUEGO Y AIRE

Dioses de fuego y aire es un libro para los que aman el fútbol, y también para los que aman la literatura. Un libro para gozar de historias, sensaciones, pasiones y nostalgias que, transformadas en palabras, nos demuestran el enorme valor social del f...

[Editorial Eneida]
ISBN: 978-84--15458-23-4

Si desea recibir información de esta página: